lunes, 10 de enero de 2011

Sin título, de Andrés Cursaro

La casa se muere dice la casa tiembla cierra las ventanas
pierde el sentido de las horas esa casa ya no es mi casa
grita condenada está la casa que se muere a destiempo
entre las horas de la noche que pueden ser día y abre la
puerta cuando nadie entra se ilumina en plena tarde y se
arranca el pasto raíz a raíz se muere la casa se muere
dice ahora deja que el agua se le filtre por el techo se
empañe el espejo frente al sol no se cuida hasta las
cortinas dejó caer no le importan las piedras perforando
vidrios mi casa muere se muere está mal no reconoce
mis perfumes se quita los clavos y caen cuadros las fotos
que la muestran recién pintada y descascara colores que
bien le hacen se deja golpear por el viento y la tierra que
pasa por los huecos se muere la casa se muere nomás
y el hombre de esa casa muere también amurado a las
paredes las sombras que allí están lo miran caer frotar
las manos en el revoque quitar uno a uno los adornos del
dormitorio levantar la alfombra orinada por los gatos lo
miran caer a l hombre de esa casa que muere en cada
ladrillo ve los días que ahora lo llevan a esa misma casa
plena de sol de pasos apurados a los aromas del laurel el
hombre es una hoja de laurel ahora arrojado al medio
del salón donde levanta el piso desde abajo y lo ven caer
también como a esa casa que se muere cerrar la puerta
lo ven escuchar decir se muere la casa se muere no baila
el hombre están ausentes la música las manos que lo
llevan el vestido que lo guía no baila y grita dice que la
casa se le muere que ya no soporta su peso que anoche
dejó caer silencio en el patio y que la lluvia lo ahoga en
este silencio el hombre de esa casa también escucha a las
paredes abrirse dicen que el hombre de esa casa que
muere con él en él recién habitada persigue sombras en
paredes que no están en el pasto seco del jardín pero
está muerta la casa en la imagen que encuentra está sin
pintura sin ladrillos cortinas está muerta la casa dice el
hombre que se mira desde la ventana.

(de "Estación/Tierra/Nada" de Andrés Cursaro,
Ediciones en Danza, 2006)

No hay comentarios:

Publicar un comentario